Clic Para Compartir

Pandemia de COVID-19 fortalece proyecto político electoral en Felipe Carrillo Puerto

En la sección LA COLUMnita NECESARIAMENTE INCOMODA por el 18 mayo 2020 a las 9:12 am

Necesariamente Incómoda

*Utilización del Covid-19 contra la libertad de expresión
*En 1958/64 Adolfo López Mateos inauguró el único hospital construido para indígenas mayas.

Graciela Machuca Martínez

Desde la presidencia municipal de Felipe Carrillo Puerto, encabezada por José Esquivel Vargas, se emprendió este fin de semana una campaña de desprestigio en contra de quien esto escribe, a través de las redes sociales, para dar cumplimiento a la determinación que ninguno de los tres municipios aún en poder de lo que fue la alianza PAN-PRD, se confirme que el número de casos de COVID-19 sigue la misma tendencia de aumento que en el resto de la entidad.
Esquivel Vargas, como es habitual en él, consulta en el gobierno del estado, el mínimo detalle de la administración municipal, es el munícipe consentido, a quien le toman todas las llamadas telefónicas que se le ocurran, con la finalidad de guardar la disciplina con quien le permitió ser munícipe de Felipe Carrillo Puerto.
Lo que pasa o deje de pasar en este municipio es consultado y acordado con autoridades estatales con la finalidad de seguir la estrategia político electoral y así poder conservar por lo menos los tres municipios que aún tienen en su poder.
Por ende, para este proyecto electoral no les conviene que el control de la información de la pandemia de COVID-19 se les salga de las manos, por ello el munícipe tiene luz verde para ir a denostar a una cabina de radio a un locutor y echarme a mí a sus bots y empleados cercanos porque una publicación mía en mis redes sociales va en contra de su proyecto electoral, para el cual ha utilizado las despensas que los gobiernos federal y estatal canalizaron para Felipe Carrillo Puerto.
Con información verificada que en el hospital de este municipio, el pasado 16 de mayo, por la tarde, se registró el fallecimiento de una persona por COVID-19. Al contrastar la información de mis fuentes, tanto internas como externas al hospital, tuve los elementos periodísticos para difundir un comentario al respecto. Es decir, la paciente falleció el sábado a las 17 horas (cuando me notificaron) y el cuerpo lo entregaron el domingo al filo de las 15 horas, el manejo en el hospital medico y de enfermería y otro personal que se le dio a la paciente fue de acuerdo a los protocolos establecidos, pues la gravedad de la paciente no permitía su traslado a un hospital covid, se sanitizó el mismo sábado el hospital, el domingo la inhumación se realizó de igual forma de acuerdo a lo normado a un paciente de Covid. De acuerdo a un diagnostico clínico donde lo único que se espera es el resultado de laboratorio para la confirmación del caso de acuerdo a quien vertiera la información sobre el caso; (que alguien me diga si estos elementos no son periodísticos, máxime cuando en el mes de abril tuve oportunidad a otra información similar donde el paciente falleció solo me enteré por que el familiar me notificó y el caso como defunción por Covid 19 no fue registrado oficialmente en el municipio por lo menos no se registro en las fechas entorno al deceso) Lo que motivó el enojo de autoridades de ambos niveles de gobierno, y que desde el Ayuntamiento iniciarán un linchamiento virtual en mi contra.
Los mensajeros del munícipe alegaron que no se trató de una muerte por COVID-19, (a pesar de que se les trasladó los restos desde el hospital directamente al panteón , es decir no hubo velorio, tal y como lo marcan los protocolos) ya que el certificado de defunción dice que fue por un paro cardiaco. Con elementos científicos expliqué que todos los seres humanos morimos de un paro cardiaco y lo que hay que buscar es la causa de esa anomalía.
Las fuentes consultadas afirmaron en todo momento que se trató clínicamente de una muerte generada por el coronavirus de la pandemia que azota al país en este momento, por lo que se desarrollaron todos los protocolos requeridos desde que la persona se hospitalizó. El sábado 16 de mayo por la tarde-noche, después que se confirmó la muerte, el hospital como lo explique fue sanitizado de acuerdo al protocolo indicado para cuando un paciente fallece por COVID-19.
El cuerpo de la víctima fue sacado del hospital por personal de una funeraria y directamente llevado al panteón donde fue inhumado. Personal de Seguridad Pública Estatal, así como de los Servicios Estatales de Salud, vigilaron y estuvieron atentos a que todas las medidas de sanidad se aplicaran de manera estricta.
Personal médico manifestó su preocupación porqué existen indicaciones confusas desde las instancias estatales para evitar que las pruebas del coronavirus se dejen de realizar a personas que clínicamente se les ha diagnosticado COVID-19, principalmente en municipios como Felipe Carrillo Puerto, donde gobierna el Partido Acción Nacional (PAN).
En los referidos municipios desde que se declaró la emergencia nacional sanitaria se ha buscado por todos los medios difundir que las autoridades municipales han realizado el trabajo preventivo necesario por lo que la pandemia no se les ha salido de control.
A pesar de que la autoridad sanitaria del estado solo ha enviado al gobierno federal información de cuatro casos confirmados y dos sospechosos en Felipe Carrillo Puerto, los números son diferentes, porque varios pacientes se han ido atender a otros municipios de la entidad como Benito Juárez, Solidaridad e incluso a la ciudad de Chetumal y por lo tanto, quedan fuera del conteo en este municipio.
Una de las razones por lo que hay pacientes que optan por irse a otro hospital o son trasladados es que en Felipe Carrillo Puerto, desde hace años, es decir el único hospital construido ex profeso para la atención de los mayas fue en el periodo del entonces presidente de México Adolfo Lopez Mateos 1958/1964, siendo gobernador del territorio el Ing Aron Merino Fernández un 17 de mayo de esa gestión fue inagurado en Felipe Carrillo Puerto, lo demás han sido parches y este si que debiera ser un tema suficientemente importante para cualquier gobernante para llevar el tan trillado discurso electoral que repiten como su preocupación por la salud de los mayas, pero en los hechos al 2020, los indígenas mayas carecen de un hospital con instalaciones dignas donde se les pueda atender y no mueran por que su gravedad les impida ser trasladados, pues hoy se limitan a decir que no se tiene la infraestructura médica suficiente y muchos de los apoyos que se han anunciado a nivel nacional para atender la contingencia no han llegado aún. Es una realidad que observa y que la viven tanto personal médico del IMSS, ISSSTE y sobre todo de la población indígena que demanda los servicios en los hospitales de la Secretaría de Salud,.
Otra de las razones por las que las cifras son reducidas en casos positivos de COVID-19, es la estrategia electoral que tiene a su cargo el presidente municipal, porque si no aprovecha la contingencia y los recursos presupuestales para ello, el futuro de su grupo político estará perdido.
El manejo de las despensas que fueron canalizadas para atender a las familias más necesitadas de Carrillo Puerto les ha dado un uso preelectoral y por ello varios sectores de la sociedad carrilloportense se lo han reclamado, lo cual lo pone sumamente molesto, porque está acostumbrado que la población no reclame, que no alce la voz, pero esos tiempos ya pasaron, ahora la ciudadanía sabe que tiene el derecho de pedir cuentas a los gobernantes a quienes paga sus salarios y sus lujos.
Como ya lo he comentado en otras ocasiones en este espacio periodístico, mientras el gobierno de la República no asuma los costos políticos al declarar un estado de excepción como lo prevé el Artículo 29 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, toda la ciudadanía seguiremos gozando de toda la gama de derechos fundamentales que nos otorga la Carta Magna y uno de esos derechos es el de Información, así como de la Libertad de Expresión, Transparencia y Rendición de Cuentas.
El decreto presidencial por medio del cual se declaró la emergencia nacional sanitaria no tiene la facultad para limitar ningún derecho, por lo tanto, las personas periodistas podemos seguir cumpliendo con nuestra función social de informar y las personas servidoras públicas tienen la obligación de ser más transparentes que nunca. Pero funcionarios públicos como el presidente municipal de Felipe Carrillo Puerto, en el estado de Quintana Roo, cree que la pandemia será su pasaporte para la impunidad, pero está en un error, a pesar de la contingencia tendrá que rendir cuentas conforme a la ley.
Cabe recordar que el pasado 13 de mayo, la Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, dijo en Ginebra que “Equilibrar los imperativos económicos con los imperativos de salud y de derechos humanos durante la pandemia COVID-19 será una de las experiencias más delicadas, desalentadoras y definitorias para todos los líderes políticos y todos los Gobiernos”.
“Su lugar en la historia se decidirá por qué tan bien o qué tan mal se desempeñen en los próximos meses. Si su respuesta se basa en los intereses de una élite en particular, causando que la enfermedad vuelva a estallar en otras comunidades menos privilegiadas o marginadas, esto repercutirá en todos”.
Michelle Bachelet durante una conferencia de prensa virtual en Ginebra aseguró que, como ex política y ex presidenta, entiende lo difícil que es para los líderes nacionales y los partidos sacar la política de la ecuación a la hora de responder al COVID-19.
“Pero esta pandemia no será contenida por la política o las ideologías, o por un enfoque puramente económico. Será contenida por una formulación de políticas cuidadosa, sensible y guiada por la ciencia, y por un liderazgo responsable y humano”, dijo.
México requiere cambiar a su clase política, porque de acuerdo a Bachelet “dejar que la política o la economía impulsen la respuesta a expensas de la salud y los derechos humanos costará vidas y causará aún más daños tanto a corto como a largo plazo”.
“Tales enfoques simplemente no son sostenibles. Y tampoco serán sostenibles en el futuro. No podremos simplemente regresar a la economía «normal» y a otras partes del statu quo anterior a COVID-19 cuando termine la pandemia. Esa debería ser la lección más importante aprendida de esta crisis”, apuntó.
La Alta Comisionada reiteró que, si bien el virus no en sí no discrimina, sus impactos desiguales han dejado al descubierto las desigualdades sociales y económicas provocadas por el hombre de las que se alimenta.
“El impacto general sobre las vidas y las economías es claramente catastrófico, pero, como era de esperarse, los datos ahora comienzan a mostrar que los más pobres y marginados, aquellas personas que sufren los mayores déficits de derechos humanos, están siendo los más afectados.”
La importancia histórica, cultural y económica del municipio de Felipe Carrillo Puerto en la Península de Yucatán exige que el gobierno local esté en manos de personas capacitadas para laborar en la administración pública municipal, quienes tengan vocación de servicio y no de aquellas que ejecuten al pie de la letra acciones para beneficiar los intereses del grupo político y económico al que sirven.

Amen de tratar de someter con ataques y amenazas a quien realiza señalamientos periodísticamente fundamentados, está la naturaleza grave del Covid 19 en torno a este caso, como lo es el estudio y seguimiento epidemiológico de los contactos, ajeno por supuesto a que con el resultado de laboratorio sea corroborado al diagnostico clínico aportado por varios médicos responsables del trato que se le diera al mismo.

De acuerdo a varios científicos nos falta mucho dolor por vivir como humanidad ante la pandemia del Covid-19 y ocultar y disimular los datos de las bioestadísticas políticamente, hace mas grave la situación y eleva el riesgo de la población, de eso no hay duda.

Esperaremos y apuntaremos…….

Deja un comentario