Clic Para Compartir

Quintana Roo se queda sin 182 millones de pesos para ciencia y Tecnología

En la sección Educación por el 10 octubre 2020 a las 12:07 pm

Necesariamente Incómoda

**Urge que gobiernos federal y estatal auditen a Víctor Alcérreca Sánchez.
**Potencial de Quintana Roo en Ciencia y Tecnología sin recursos federales.
**Diputados federales también desaparecen Fondo Mixto en Quintana Roo.

Graciela Machuca Martínez

Con un presupuesto de 32 millones 994 mil 570 pesos para el ejercicio 2020, opera el Consejo Quintanarroense de Ciencia y Tecnología, cuyo titular sigue siendo, Víctor Manuel Alcérreca Sánchez, quien además, también incide en el Fondo Mixto de Ciencia y Tecnología que el Gobierno del Estado suscribió con el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) y que acaba de extinguir la mayoría morenista y aliados en la Cámara de Diputados Federal.
En repetidas ocasiones he insistido en este espacio que la opacidad, la negligencia y corrupción se deben investigar en cada uno de los fideicomisos ahora extinguidos, como es el caso del referido fondo mixto en Quintana Roo, a decir de paso, que solo ha beneficiado a buscachambas y rapaces barberos burócratas, pero también he aportado argumentos en que la mayoría de los fideicomisos ahora extintos fueron producto de luchas sociales y políticas de amplios sectores del pueblo de México, como es el caso de las víctimas del delito y violaciones a derecho humanos o el caso de la protección para personas defensoras de derechos humanos y periodistas.

QUINTANA ROO SE QUEDA SIN RECURSOS FEDERALES PARA CIENCIA Y TECNOLOGÍA.

El Fondo Mixto del Gobierno del Estado de Quintana Roo y Conacyt opera un presupuesto de 182 millones 655 mil 163 pesos destinados a proyectos de investigación científica que tendrían que haber impactado directamente a sectores productivos como la agricultura y ganadería y otros que requieren fortalecerse por medio de la investigación científica e innovación tecnológica, como el sargazo, ya que Quintana Roo tiene que estar a la altura de los mercados internacionales, y no mantener el capricho caduco de los auditorios caros que son los planetarios, tomando en cuenta que la actividad turística requiere del apoyo y colaboración de todo la estructura productiva de la entidad.
No es la primera vez que planteó la necesidad de que se investigue, se audite tanto interna como de manera externa al Consejo Quintanarroense de Ciencia y Tecnología, tanto en la administración del presupuesto estatal, como todo lo que tiene que ver con el fondo mixto ahora extinto.
Exigir transparencia y rendición de cuentas no significa que esté de acuerdo que se le retiren los recursos, tan limitados, a áreas tan vitales para el desarrollo del estado de Quintana Roo, como es la Ciencia y Tecnología. De un plumazo desaparecieron estos fondos mixtos en todo el país, con lo que no solo se afecta a las personas investigadoras y académicas, sino a los sectores productivos que se han beneficiado con los productos de las investigaciones y si estas se encuentran acumuladas en las bibliotecas de las universidades y centros de investigación, sin llevarse a la práctica, no es culpa de los autores, sino del mismo gobierno, en sus diferentes niveles, que no genera políticas públicas para que las investigaciones se aterricen en la práctica.

DECISIONES GUBERNAMENTALES PROPICIAN LA “FUGA DE CEREBROS” EN MÉXICO.
La llamada “fuga de cerebros” mexicanos no es una leyenda, sino una realidad, porque ante la falta de apoyos y estímulos quienes investigan, tienen que irse a universidades de Estados Unidos o de países europeos a desarrollar sus ideas, desde luego que esto no es importante, para quien no le ha importado el desarrollo académico de las nuevas generaciones.
Quienes se interesan por la historia reciente de México saben que hay acervos bibliográficos y hemerográficos, así como muchas personas que durante los últimos 50 años han participado en las luchas políticas y sociales de este país, quienes construyeron la institucionalidad del país que hoy vivimos, quienes sobrevivieron a la represión política de los gobiernos priistas, los cuáles, al menos en la década de los setentas del Siglo XX inventaron el método de desaparecer a opositores, lanzándolos vivos al mar, técnicas que después fueron exportadas a Sudamérica, puestas en práctica por las dictaduras de Argentina y Chile.
Cuando me refiero que López Obrador es el gran beneficiario de esas luchas sociales que se intensificaron a partir del gobierno de Luis Echeverría Álvarez, me refiero a ese compendio de inconformidades sociales y represión política, que costó miles de víctimas, después vinieron los gobiernos panistas y provocaron miles de muertes con su lucha contra el narcotráfico, la inconformidad social y política se incrementó con el gobierno de Enrique Peña Nieto, que fue incapaz de detener las masacres, la inconformidad social y política aumento contra panistas y priistas y el electorado no tuvo otra opción que darle el poder quien lo había buscado por 18 años.
¿Ser el presidente de la República con facultades constitucionales y fácticas, como resultado de la inconformidad social y política de más de 50 años de autoritarismo, eso no es ser el gran beneficiario del sufrimiento de la sociedad?

LA CORRUPCIÓN SE DEBE INVESTIGAR POR LA FGR
Ahora está en sus manos y en el de la Fiscalía General de la República (FGR), investigar a quienes manejaron esos fideicomisos, reunir evidencias científicas para convencer a los jueces para que les inicien procesos, porque de lo contrario, si omite su obligación de llevar ante la justicia a quienes han saqueado al país, se convertirá en su cómplice. Recordemos que la FGR, en los hechos depende del Poder Ejecutivo Federal, aunque la ley hable de autonomía.
El Fondo Mixto de Ciencia y Tecnología para Quintana Roo ha operado recientemente más de 182 millones de pesos y entre los servidores públicos que debe investigar es precisamente a Alcérreca Sánchez, quien durante los últimos años se la ha pasado con su “maravillosa” idea de construir los planetarios, que a pesar de las millonarias inversiones se han convertido en “elefantes blancos” por la deficiente planeación y la tecnología obsoleta que se adquirió, desde luego con recursos públicos.
La operación del fondo mixto involucra a muchas personas, tanto del gobierno federal como del estatal, pero uno de los responsables es el director del Consejo Quintanarroense de Ciencia y Tecnología, acaparar 182 millones por el solo mérito de ser Yucateco/Quintanarroense por aquello de sus dos credenciales de elector.

POTENCIAL Y NECESIDADES DE QUINTANA ROO EN CIENCIA Y TECNOLOGIA SIN INTERÉS DEL GOBIERNO FEDERAL.

En otra entrega comenté que Quintana Roo es uno de los estados que cuenta con los recursos geoestratégicos, humanos y presupuestarios para ubicarse en los primeros lugares en desarrollo científico, tecnológico y de innovación, pero los resultados y los números nos hablan que las políticas públicas y recursos destinados para ello se han ido al caño de ineficiencia.
Recordemos que el Índice Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación 2018, el último publicado por el Centro de Análisis para la Investigación en Innovación (CAIINNO), Quintana Roo se encuentra en el lugar número 11 a nivel nacional, luego de analizar 12 variables, llamadas pilares en la metodología usada, debido a que el titular del Consejo estatal vive en otra época, cuando destacó como científico, logros que lo llevaron a ser director del Instituto Mexicano del Petróleo, en tiempos de las vacas gordas y quien, por la corrupción imperante, se jubiló con una pensión, superior a los 200 mil pesos mensuales, cantidad que viene representando casi el doble de lo que gana el actual presidente de México.
El citado organismo sugirió a las autoridades estatales y federales en materia de Ciencia y Tecnología que “se elaboren programa y políticas públicas, e incluso legislaciones o reformas a ley, tendientes a reducir la brecha entre los Estados. Este esfuerzo debe ser realizado en conjunto, entre los actores del ecosistema a nivel federal, así como por los actores del ecosistema a nivel local. Aunque un Estado pueda presumir que está muy por encima de otros en este o cualquier otro índice, cuando se evalúa el desempeño de México como país, esta situación termina afectando su desempeño y posición respecto al resto del mundo, el ejemplo más claro está en el Índice de Innovación de la OMP”.

DESARROLLO EN CIENCIA Y TECNOLOGÍA PARA LAS GENERACIONES QUE VIENEN EN QUINTANA ROO.

Además, de las auditorias estatales y federales que debe ser sometido Alcérreca Sánchez, al pueblo de Quintana Roo no se le olvida que está involucrado y “protegido” en manejos irregulares de contratos como vocal del Consejo de Administración de la empresa paraestatal Servicios Aéreos Ejecutivos (VIP-SAESA), asunto que ha llevado a más de uno de prisión y él, a pesar de haber firmado de puño y letra dichos contratos sigue sin ser llamado a juicio.
Por otra parte, Quintana Roo requiere de estudios sobre temas muy concretos como es la salud pública, el medio ambiente, el control del sargazo, el comportamiento de los ciclones, recursos marinos, la selva y muchos aspectos más que desde la ciencia sirven para mejorar la calidad de vida de los quintanarroenses, pero si a la ineficiencia de Alcérreca Sánchez, le agregamos que los recursos federales para ciencia y tecnología han desaparecido, ¿qué tipo de desarrollo en esta materia le dejaremos a las generaciones que vienen?

En este momento con la pandemia sanitaria los recursos que mal maneja Alcerreca Sánchez y que ha probado su ineficiencia y eficacia deben ser aplicados a las áreas donde urgentemente se necesitan y para esto el gobernador ya no debe permitir chantajes de ninguno de los acaparadores corruptos como es el caso que nos ocupa de Alcerreca.

Deja un comentario