Experiencia de Quintana Roo permite medidas preventivas más eficaces ante los ciclones tropicales

0

Necesariamente Incómoda

Graciela Machuca Martínez 

Cuando se habla del diseño, elaboración y puesta en marchas de políticas púbicas en materia de protección civil, por ejemplo, estamos hablando de un prolongado, permanente y profundo trabajo interinstitucional con la participación decida de la sociedad en todas las etapas de una política pública, solo entonces estaremos ante una política pública que surja de la sociedad y para la sociedad, lo demás, son acciones gubernamentales que se deciden de manera vertical o en el mejor de los casos apegándose a una norma jurídica, técnica o administrativa determinada previamente. 

En Quintana Roo, la naturaleza nos ha dejado mucha experiencia de cómo hacer frente a los ciclones tropicales, así como a otras circunstancias que han requerido de la colaboración conjunta de sociedad y los tres niveles de gobierno. 

Desafortunadamente, después de las contingencias, a la hora de la reconstrucción el pueblo de Quintana Roo se enfrenta al atroz burocratismo y a las prácticas de corrupción desde la administración pública, también desde los tres niveles de gobierno, desde donde personas servidoras públicas se coluden con particulares para sacar la mejor tajada de los apoyos institucionales o privados que llegan a la entidad para apoyar a los más necesitados. 

Hacer mención de estos temas en el preciso momento en que nos estamos preparando para salir lo mejor librados de la contingencia que genera un ciclón tropical como Beryl es pertinente para recordar que como humanos podemos caer en los mismos errores, pero sí como sociedad recordamos nuestra historia reciente podremos hacer mejor las cosas como pueblo quintanarroense. 

Desde luego que se ha documentado y evidenciado que al pasar las contingencias meteorológicas, además , de la destrucción también queda una estela de corrupción y rapiña que en nada nos han ayudado como sociedad y de lo que se trata en este momento es que como pueblo reflexionemos sobre las tareas que nos tocan, porque hay que recordar que los gobiernos se han conformado para servir a la sociedad y no servirse de ella, de allí la importancia de que como ciudadanía nos convirtamos en observadora y colaboradora de las políticas públicas que se pongan en marcha, así como de las acciones gubernamentales que se decidan emprender. 

Podría presentar en este espacio una relatoría de los múltiples casos de corrupción que se han documentado luego del paso de ciclones tropicales por Quintana Roo, pero por el momento destacaremos las acciones institucionales que se realizan para enfrentar la contingencia que se avecina y que requiere de nuestros esfuerzos como ciudadanía.  

La instalación del Centro de Mando para la atención de incidencias por el huracán “Beryl” en Tulum en el que participaron la gobernadora, Mara Lezama Espinosa y la coordinadora nacional de Protección, Civil Laura Velázquez Alzúa, permitirá monitorear las diversas acciones institucionales y los requerimientos de la población. 

Mara Lezama dijo que este Centro de Mando, con el que se tendrá en el norte, centro y sur, permitirá atender y moverse hacia las comunidades que necesiten ayuda ante la contingencia por este fenómeno hidrometeorológico. 

Con la información previa con que se dispone todo parece indicar que “Beryl” impactaría entre Felipe Carrillo Puerto y Tulum, de acuerdo al pronóstico del momento, por lo que es necesario tener este Centro de Mando e informar oportunamente a la población, dijo la gobernadora. 

Desde Cancún, durante la mañana del miércoles 3 de julio, la Coordinación Nacional de Protección Civil cambió a color amarillo la alerta en Quintana Roo por el acercamiento del huracán “Beryl”, durante la reunión de trabajo en el Centro de Mando de Incidencias instalado en la base naval de Playa Linda. 

Este acto protocolario estuvo encabezado por la gobernadora Mara Lezama Espinosa y la coordinadora nacional de Protección Civil Laura Velázquez Alzúa, acompañadas por altos mandos del Ejército, Marina, Guardia Nacional, así como el Sistema DIF, y miembros del gabinete, en esta reunión de trabajo se tuvo, de nueva cuenta, enlace con cada uno de las y los presidentes municipales para continuar con las acciones preventivas. 

De acuerdo con el reporte de CONAGUA, el huracán “Beryl” se mantiene en categoría 4 y su centro se localizaba a mil 215 kilómetros de Cancún. Se desplaza a 30 kilómetros por hora con vientos sostenidos de 230 y ráfagas de 280 kilómetros por hora. No representa aun peligro para el estado. 

Se mantiene una zona de vigilancia por vientos de huracán desde Cancún hasta Puerto Costa Maya (Mahahual); zona de vigilancia de tormenta tropical desde Cancún a Cabo Catoche y de Puerto Costa Maya hasta Chetumal. 

Se espera un debilitamiento en el transcurso del día y mañana jueves se mantenga como categoría 3. Se espera que se acerque a las costas de Quintana Roo como un huracán categoría 2. 

Según lo proyectado, se espera que el impacto en territorio quintanarroense sea el jueves en la noche o el viernes en la madrugada. Se esperan vientos de huracán en Felipe Carrillo Puerto, Tulum y Bacalar, y vientos de tormenta tropical en José María Morelos, Othón P. Blanco, Lázaro Cárdenas e Isla Mujeres.

Graciela Machuca

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *